xxLo firmó solo, y ya se verá por qué. Pero el informe de 650 páginas refrendado por Juan Pari, el presidente de la Comisión Investigadora del Caso Lava Jato, es lapidario y compromete gravemente a los tres últimos gobiernos – de Toledo, García y Humala– que tuvo el país.

La experiencia indica que, por lo general, las comisiones investigadoras del Congreso son una contradicción de términos y, con frecuencia, un travestismo de funciones. La afiliación política de sus integrantes prejuzga casi siempre su resultado. Si son adversarios del o los investigados, harán lo posible por encontrar culpa, incluso si no la hay; si son, por lo contrario, aliados o partidarios, actuarán como abogados defensores y se esforzarán para que la investigación se atasque, se olvide o se diluya. Más información:  https://goo.gl/XlM4PC

Anuncios