FOTO D La exigencia europea del uso de un registro público con la localización exacta de las variedades transgénicas que se cultivan en cada Estado miembro, es incumplida por España que sólo da a conocer una estimación de las hectáreas cultivadas por provincias. Greenpace ya denunció ante la Comisión Europea.

Anuncios